Polonia sin complejos, defiende a la familia de las ideologías dominantes.

INFOCATÓLICA Durante un encuentro con la ciudadanía en la Plaza de las Legiones, Andrzej Duda se refirió al difunto Lech Kaczyński, el presidente polaco que murió en el desastre áereo en Smolensk, el año 2010.

«Hace cinco años, empecé a poner en práctica el plan del Presidente Lech Kaczyński, que no pudo llevar a cabo porque murió al servicio de la República de Polonia (…) Ya en 2015, quise remediar el mal hecho por los políticos del Partido Popular Polaco (PO-PSL), así que reduje la edad de jubilación. Hemos puesto en marcha programas sociales, entre otros 500 plus o Dobry Start, así como programas para personas mayores»

Andrzej Duda subrayó que la familia es lo más importante y por eso su política se basa en el apoyo a la misma:

«Quiero que el Estado polaco apoye y proteja a la familia. Este es un deber constitucional, que finalmente se está cumpliendo. Por eso me presento a la reelección, para que las familias polacas puedan estar mejor protegidas, también contra las ideologías que la perjudican. Sabemos que nuestra Tradición es nuestra fuerza, que nos permitió sobrevivir a las mayores pruebas, para reconstruir esta ciudad con fe. Está fuerte y viva también en Wieluń»

Previamente, Duda había explicado el por qué de su visita a Vielun:

«Hay dos ciudades en Polonia que son símbolos del estallido de la Segunda Guerra Mundial. Una de ellas es Wieluń. Lo entendí claramente cuando vine aquí por primera vez en 2017. Fue una experiencia muy grande para mí. Nunca había visto nada parecido, que toda la ciudad se reuniera a las cuatro de la mañana y conmemorara los acontecimientos que tuvieron lugar 78 años antes. Vi que la historia vive aquí»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *